Aquí os dejamos una  historia de solidaridad.

Muchas veces basta una palabra, un gesto, una mirada… para llenar el corazón de quien lo necesita.

 

#YOMEQUEDOENCASA #MUCHOÁNIMO   #JUNTOSPODEMOS   #TODOVAASALIRBIEN